Ideas para decorar en tonos marrones, ¡encuentra la combinación perfecta!

Ideas para decorar en tonos marrones, ¡encuentra la combinación perfecta!
3 julio, 2017 Carlos Ibañez

En el mundo de la decoración de interiores no hay nada más importante que los colores. Los diferentes tonos con los que decoramos nuestro hogar no solo visten las paredes, sino que influyen en las sensaciones que nos transmite cada estancia, como la sensación térmica, el estado anímico y la percepción del espacio. Por esta razón, si estás a punto de cambiar la decoración de tu casa o acabas de comprarte una y estás en el proceso de búsqueda, te recomendamos que tengas muy clara la elección del color cuando os pongáis manos a la obra; para facilitarte un poco la tarea, en este artículo vamos a hablar del color marrón, de su importancia en la escala cromática y te daremos algunas ideas para decorar en tonos marrones.

Decorar en tonos marrones: el color del planeta Tierra

Por si no lo sabes, podemos encontrar hasta 95 tonos diferentes de este color, que se encuentra de forma natural en arcillas y otros componentes naturales, siendo el color de la tierra,  de los troncos de los árboles, de las hojas en otoño… un color que, junto con el verde y todas sus tonalidades, representa la naturaleza del planeta, lo que hace que decorar en tonos marrones sea una tarea bastante sencilla.

En este sentido, el marrón aporta calidez, tranquilidad y armonía a los espacios, y siendo los nórdicos especialistas en esta materia, no podemos pasar por alto su conocimiento…

Aprendiendo de los expertos: el diseño nórdico

Cuando entramos en una estancia en la que el color predominante es el marrón… ¿qué sensaciones tenemos?

Piénsalo… habitualmente nos sentimos instantáneamente acogidos, cálidos y confortables.

Esto lo saben perfectamente las grandes firmas del diseño nórdico, esa corriente de la decoración de interiores que se ha instalado en Europa y en el resto del mundo por su sentido práctico y su búsqueda por la luminosidad y la calidez. Los colores tierra/madera junto con los nude y los blancos son los preferidos por los diseñadores escandinavos, que conocen muy bien las necesidades que tenemos de re-encontrarnos con la armonía de lo natural para vivir momentos de tranquilidad y desconexión. Así, una estancia de estilo escandinavo se caracteriza por ser blanca y marrón, y cada vez más vemos este estilo en los hogares de medio mundo.

Como comentábamos en otros posts, las particularidades de la decoración nórdica o escandinava nacen de las condiciones y del estilo de vida propios de estas zonas: el clima, los paisajes y los materiales naturales típicos del norte europeo.

La armonía de la naturaleza en tu hogar

El color de la tierra es uno de los preferidos en la decoración de interiores porque toda la gama de marrones nos inspira seguridad, comodidad y familiaridad, tanto en sus tonos cálidos como en los fríos. Además, ¡el marrón combina perfectamente con casi todos los demás colores!

Es curioso, pero hay tres colores de los que casi nadie diría que son sus favoritos, pero que sin embargo son la base imprescindible para crear un ambiente armónico: el blanco, el gris y el marrón.

¿Crees que son la tríada de lo elegante y lo sobrio? Pues lo cierto es que no necesariamente… ¡sigue leyendo!

¿Alguien ha dicho vintage?

Nos encanta el estilo retro porque es en sí una paradoja: lejos de pasar de moda, cada año es más rabiosamente tendencia. Lo cierto es que lo vintage arrasa en muchos aspectos de nuestra sociedad moderna: la ropa, los complementos, la música, ¡y sobre todo en la decoración!

Si andas en busca de un salón retro, no te dejes en el tintero los muebles de madera en colores tostados. Las tonalidades de la madera natural aportan la elegancia definitiva a una estancia salida de otra década y casa fantásticamente con los demás elementos decorativos que vas a necesitar: vinilos, papel tapiz de formas geométricas, cuadros de publicidad antigua con marcos envejecidos, vitrinas… ¡¡y mucho color!!

Todos esos pequeños detalles que hacen de una habitación una auténtica máquina del tiempo al más puro estilo Delorean.

La alegría del marrón

¿Te consideras una de esas personas que no pueden vivir sin los colores? ¡El marrón es tu solución!

Hay quienes no conciben las decoraciones minimalistas, monocromáticas o estáticas. Personas que no pueden decidirse a vestir su hogar solo con tonos de azul o de verde, sino que quieren hacer de su vida una auténtica explosión de color.

Si este es tu caso, tenemos una buena noticia para ti: el marrón pega con todo y es un color camaleónico, porque dependiendo del tono con el que lo combines, la personalidad de la estancia cambiará por completo. Así que puedes atreverte a decorar en tonos marrones tus estancias favoritas ya que acertarás seguro con las combinaciones y la decoración de tu hogar.

Dime de qué color decoras y te diré quién eres

Una vez tomas el marrón como base para decorar una estancia, puedes sentirte libre de dar rienda suelta a tu personalidad cromática sin miedo a que salga mal.

En el caso de que te decidas a mezclarlo con colores como el crema, el beige, el gris o los tonos pastel del azul y el verde, verás cómo tu salón se carga de sofisticación, elegancia, paz y tranquilidad.

Si, por el contrario, buscas un resultado atrevido, moderno y dinámico,  combina tus muebles marrones con colores vibrantes como el verde manzana, el fucsia o el azul eléctrico.

Pero si todavía estás dándole vueltas a cómo conseguir un salón verdaderamente retro, ahí te va un consejo cromático: es tan fácil como combinar tu estancia de base marrón con las distintas tonalidades del amarillo y del naranja ¡y te sentirás de vuelta a los 50 más icónicos!

Comments (0)

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*